Definición de Actitud

¬ŅConoces la definici√≥n de Actitud? La actitud es uno de los elementos psicol√≥gicos que mayor impacto puede tener en nuestra vida cotidiana.

La actitud que una persona mantenga y proyecte marca el rumbo de su mundo interno y externo, haciéndolo más ligero o pesado.

Ante las diferentes situaciones de la vida podemos mantener distintas actitudes y esto determinará si prevalece la paz o angustia, si vemos el vaso medio lleno o medio vacío.

Bien lo reza un dicho muy popular ¬ętodo es cuesti√≥n de actitud¬Ľ, la actitud correcta hace una gran diferencia.

¬ŅCual es la Definici√≥n de Actitud?

Dentro de la psicología la definición de actitud ha sido ampliamente estudiado en diferentes áreas de este campo de estudio.

Gordon Allport, quien desarrolló una teoría de la personalidad, hizo referencia a la actitud considerándola como un estado de origen mental.

Este estado mental condicionar√≠a la disposici√≥n del individuo hacia un determinado comportamiento, siendo variable seg√ļn el contexto y no pudi√©ndose observar de manera directa.

De esta manera, la actitud viene siendo una especie de mediadora entre el mundo interno de cada persona y las conductas que despliega en el exterior.

Cualidades de la Actitud

Considerando la complejidad y diversidad que conlleva todo lo relacionado al ser interior, en la actitud se pueden encontrar así mismo diferentes características.

Por una parte, se encuentra la valencia o dirección de la actitud, es decir, si ésta apunta hacia lo positivo o negativo.

Luego tenemos la intensidad, es decir, el grado de esta valencia de acuerdo a su car√°cter positivo o negativo, desde menos hasta m√°s intensa.

Adem√°s, es importante considerar su permanencia en el tiempo, si es variable, si cambia seg√ļn diferentes factores o si se mantiene relativamente igual.

La actitud puede estar ligada al comportamiento

Aspectos Interesantes sobre la Definición de Actitud

Actitud y Libertad

Viktor Frankl, sobreviviente de los campos de concentraci√≥n nazi, se√Īalaba la actitud como la √ļltima de las libertades humanas.

Desde esta visi√≥n, a√ļn cuando la actitud estar√≠a conformada por varios elementos internos, como los pensamientos y las emociones, es posible ser elegida.

No se puede controlar las situaciones externas, pero si la actitud con la cual se asumen, esto permite que la vida sea menos complicada o m√°s angustiante.

Elegir una actitud positiva, no solo en el día a día, sino cuando se presentan diferentes retos, puede ayudar a identificar soluciones o alternativas con mayor facilidad.

Cambiar de Actitud: ¬ŅEs posible?

Existe una creencia muy extendida seg√ļn la cual las actitudes son heredadas o tienen un componente gen√©tico o innato por lo cual no podr√≠an modificarse.

Es entonces cuando se hacen afirmaciones sobre una persona de ser malhumorada, agresiva o poco asertiva en sus decisiones porque as√≠ lo fue su padre, su abuelo o alg√ļn t√≠o.

En realidad, las actitudes son aprendidas, por lo cual evidentemente el ambiente en el que se desarrolle una persona va a tener una gran influencia sobre éstas.

Sin embargo, si estas actitudes no han sido las correctas, y sus consecuencias han sido más negativas que positivas, pueden cambiarse siempre y cuando la persona así lo determine.

Componentes de la Actitud

Se ha descrito dentro de la literatura psicol√≥gica, un modelo de actitud llamado Modelo Tridimensional, seg√ļn el cual √©sta tendr√≠a tres elementos que la conforman.

a. Componente Emocional

Está relacionado con los sentimientos que puede generar el objeto, persona o situación hacia la cual va dirigida la actitud.

b. Componente Conductual

Se refiere a la acción o comportamiento que está siendo dirigido por la actitud, este es el aspecto visible o la consecuencia del proceso interior.

c. Componente Cognitivo

Se refiere a los pensamientos que se generan tanto hacia el blanco de la actitud como hacia las consecuencias de ésta, reforzándola o rechazándola.

Ir arriba